martes, 12 de mayo de 2009

Breve historia

Breves datos de la Virgen de Cosamaloapan.

Nombre:

La Virgen en principio se le denominaba Nuestra Señora de la Soledad, mas adelante posiblemente alrededor de 1643 se le empezó a conocer como Nuestra Señora de la Concepción, nombre que predomino en los siguientes siglos y con el que actualmente se le conoce. También fue común llamarle por el nombre del lugar: Nuestra Señora de Cosamaloapan. Un documento de 1618 confirma este nombre, y en varios casos este nombre se utilizó cuando de dedicó alguna capilla fuera de Cosamaloapan por ejemplo la capilla en Morelia, Mich. y que aun persiste pero como Monasterio.
Historia:

El libro Zodiaco Mariano de 1755, con datos escritos en el siglo XVI (principalmente la Relación de 1643 hecha por el padre jesuita Juan de Avalos), señala que no hay documentación que avale la llegada de la Virgen a Cosamaloapan, solo existía la tradición oral y en base a ella se armo su historia.
Según este libro, la virgen llego a Cosamaloapan alrededor de la década de 1560. La virgen fue encontrada dentro de una caja que tenia una mula muerta, con un rotulo que señalaba era para la iglesia de Cosamaloapan, esto ocurrió en el camino que iba de La Antigua al puerto de Veracruz (en ese entonces la Veracruz y el puerto de San Juan de Ulua).
Como llego al pueblo, exactamente no se sabe, podría suponerse que quienes la encontraron la dejaron en su paso rumbo a Oaxaca. (Recordar que existía una ruta de comercio que iniciaba en Veracruz entraba por Alvarado y continuaba por los ríos en canoas y luego a lomo de mula hasta llegar a Oaxaca).
Otras fuentes señalan que quienes la encontraron la llevaron hasta el estado de Oaxaca y durante una inundación, el templo donde estaba fue arrastrado por la corriente y con él la virgen. Quedando varada en Cosamaloapan. Es de señalar que estas fuentes la ubican en otro tiempo cronológico.
Es de suponer que al paso de los años se formó una devota cofradía, según Villaseñor, con aprobación del papa Gregorio XIII (1572-1585), concediéndole muchas gracias, privilegios e indulgencias. En la congregación de 1600 se confirma su existencia. En 1609, el obispo Alonso de la Mota y Escobar la confunde con la de Tlalixcoyan, y dice era dedicada al Entierro, pero otros documentos de la época nos confirman que era de la Soledad. En 1612, el padre Melchor de Valdes (uno de los fundadores de la Hacienda de Uluapa) era cofrade de ella.
Durante el periodo que fue Cura el padre Juan de Silva Gavilan (aprox. 1586-1612), hubo un ataque al pueblo de negros cimarrones, por lo que para salvaguardar la imagen se intento llevarla al pueblo de Amatlan, pero al hacerlo “… se lebantò un uracan tan terrible, y espantoso con tanta abundancia de agua, que llovia, que se cortaron los caminos inundados. Y no pudiendo salir con su intento la bolvieron, juzgando, que no necessitaba de mas guarda, la que tenia à su disposicion los Angeles del Cielo, para que la defendiessen. Y assi fue, porque los Negros no se atrevieron à profanar, ni à la Santa Imagen, ni à su Capilla, ni à cosa alguna, que le tocasse.”
En 1609, estando en Alvarado, el obispo Alonso de la Mota ordena que no se traslade la cofradía a otra parte, por lo que tal hecho fue muy cercano a dicho año.
En las siguientes décadas la virgen se hizo famosa por sus milagros en la región y fuera de ella. En 1643, el obispo Juan de Palafox y Mendoza incluso la llevo hasta la catedral de Puebla, donde la Virgen se le apareció en la noche del 15 o 16 de junio.
En diciembre de 1645 se dedico una nueva capilla a la Virgen de la Concepción. la dedicación la realizo el padre jesuita Lorenzo López por petición expresa del obispo Palafox. Posiblemente fue el día 8. Se ignora en que fecha se levanto la primer capilla, pero debió ser después de 1600 porque en ese año solo existía una iglesia. Posiblemente naciera la necesidad al incrementarse su popularidad o a algún milagro en especifico.
El mismo obispo Palafox en su viaje pastoral al llegar a Cosamaloapan, el 12 de mayo de 1646, lo primero que hace es visitar la capilla y oficia misa allí, aún antes que la iglesia parroquial. Expresando que la imagen de Nuestra Señora era de gran devoción y milagrosa.
En esta misma época, uno de los peregrinos famosos que visitaron el santuario fue Catalina de San Juan (la famosa China Poblana).
La fama de milagrosa llevo a que se venerara en diferentes lugares, por ejemplo:
1.- En el siglo XVI en Morelia los caciques de Pazcuaro levantaron una Capilla en su honor, misma que en 1738 se convirtió en el Monasterio de Nuestra Señora de Cosamaloapan.
2.- En el siglo XVIII existió una Hacienda jesuita con el Nombre de Nuestra Señora de Cosamaloapan en Chihuahua.
3.- En Tizayuca, Hidalgo existe cuando menos desde el siglo XIX y hasta la actualidad la veneración de la virgen de Cosamaloapan, además con varios milagros muy reconocidos.
Según Octaviano Corro y Aurora Ferat, en 1703 se dedico una iglesia a la Virgen, por lo que podría suponerse que la capilla de 1645, ya se la había llevado el río o sufrio algún otro deterioro.
Esta capilla de 1703, también, por estar cerca del río en las siguientes décadas se vio amenazada con derrumbarse lo que finalmente ocurrió a finales del siglo XVIII.
En la década de 1790’s de empezaron los tramites para la nueva edificación, así como a plantearse la conveniencia de que en un mismo templo estuviera la imagen y la parroquia. En 1798 la capilla de Nuestra Señora de la Concepción estaba en peligro eminente de derrumbe al estar el río golpeando sus muros y se consideraba cambiarla a otra capilla. La torre ya estaba sumergida en el río. La mas viable era la Capilla de San Diego que estaba construida donde, posteriormente se ubico el Teatro Juarez y en el siglo XX el cine Río, frente al actual parque.
En 1806 se empezó en nuevo templo, en el que finalmente se pudo oficiar misa en 1860.
Durante ese lapso de tiempo la veneración de la Imagen y el culto en general se realizaba en la capilla de San Diego.
Durante el siglo XX se le siguieron haciendo arreglos al nuevo templo.
El templo se cerró en la época anticlerical y reabrió al uso religioso en 1937.
En 1966, fue coronada la Virgen y se elevo su templo a la categoría de Basilica Liberiana, en esta misma fecha, se levanto un obelisco en el lugar de la antigua capilla.
Se ignora en que momento su fama de milagrosa empieza a retroceder, pero ya a mediados del siglo XX, se reconoce que en la región dicha fama la tienen el Cristo Negro de Otatitlan y la Virgen del Carmen de Catemaco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada